¡Otra vez!

9,95
0reseña(s)
Es casi la hora de dormir de Cedric.

Ya se ha tomado la leche y las galletas, se ha lavado los dientes y se ha bañado. Ahora lo único que falta por hacer es que la mamá de Cedric le lea una página de su libro favorito. Trata de un dragón igualito a él, y a Cedric le gusta TANTO que si por él fuera lo escucharía una vez, y otra vez, y otra vez… Un pequeño dragón y su libro de cuentos favorito resultan una combinación combustible en este cuento ilustrado con sorpresa final…

¡Qué ordenado!

16,00
0reseña(s)

A Dante, el tejón, el encantaba tener todo muy limpio y ordenado, pero se obsesiona tanto con el orden que lo que empieza por recoger hojas casi acaba siendo… ¡la destrucción del bosque!

¿Se dará cuenta Dante de su error y empezará a ver las cosas de otro modo?

El cocodrilo al que no le gustaba el agua

12,00
0reseña(s)
¡Conoce a un cocodrilo muy peculiar!

Todo el mundo sabe que a los cocodrilos les encanta el agua, pero este cocodrilito es diferente. A él no le gusta el agua para nada. De hecho, prefiere subirse a los árboles. Lo que pasa es que cuando uno es diferente puede sentirse solo, de modo que el cocodrilito intenta cambiar por todos los medios y dejar de ser como es. Pero estar siempre mojado no es tan fácil, y un simple escalofrío se convierte rápidamente en un resfriado, y el resfriado provoca estornudos: estornudos muy calientes…¿Y si este cocodrilito no fuera en realidad un cocodrilo? Tal vez sea un DRAGÓN…

Un cuento divertido, único y con moraleja, de la mano de la autora e ilustradora novel Gemma Merino y reconocido con el Premio de Ilustración 2015 otorgado por la Comisión Católica Española de la Infancia (CCEI).

El gran libro de los miedos

14,00
0reseña(s)

El gran libro de los miedos, de Emily Gravett del ratoncito

Todo el mundo tiene miedo a algo. Vivir con miedo puede hacer que incluso el más valiente se sienta pequeño. El gran libro de los miedos, de Emily Gravett, es esencial para ayudarte a superar las fobias. Cada página de este libro cuenta con un gran espacio en blanco para que anotes tus miedos y los expreses combinando el dibujo con la escritura y el collage. ¡Recuerda! Enfrentarse a un miedo es el paso esencial para vencerlo. ¡Tú también puedes superar tus miedos dibujando!